¿Qué esperas para visitar Chiapas?Reserva ahora!¿O tienes dudas? Haz click

 
Este Pueblo Mágico fue alguna vez habitado por tzeltales y tenía por nombre Balún Canán.

Comitán es un cálido poblado que conserva sus raíces prehispánicas y las mezcla con su historia española al desplegar su fantástica arquitectura virreinal; vivirás estos matices cuando camines por sus vestigios mayas y sus iglesias coloniales rodeadas de lagos y cascadas con tonalidades espectaculares que parecen tornasol, debido a los minerales, la vegetación y la forma en que los rayos del sol entran en el agua.

Si la paz tuviera un sonido sería el de las ocho caídas de agua de la cascada Chiflón cuando sopla el viento que se funde con el cantar de las chicharras. Vive una experiencia única en los Pueblos Mágicos de México, visita Comitán de Domínguez.


 
El nombre prehispánico de Comitán fue Balún Canán que significa: “Lugar de las nueve estrellas”. El antiguo poblado fue fundado en una ciénaga por un nutrido grupo de indígenas tzeltales. En 1486 fue sometido por los aztecas quienes le denominaron Comitán, del náhuatl komitl-tlán y que significa: “Lugar de fiebres”.

En 1556, el misionero Diego Tinoco traslada a la población de Comitán junto con un numeroso grupo de indígenas tojolabales, a la ubicación actual; en 1625 se le re-nombra “Santo Domingo de Comitán” y el 3 de septiembre de 1915, se le agrega el apellido Domínguez, en memoria del médico y político mexicano, Belisario Domínguez Palencia.

Considerada como cuna de la independencia, es el corazón de la región turística de Los Llanos; reconocida por su arquitectura tradicional de casas con tejados y toques neoclásicos. La ciudad de Rosario Castellanos, creció gracias a las haciendas y se convirtió en una de las principales ciudades de la provincia colonial, recorrer sus calles es volver a un pasado lleno de colorido, pues es una ciudad llena de testimonios de siglos de historia; quién la visite podrá acercarse a los grandes sitios de personalidad comiteca. De mencionarse también, como punto obligatorio de visita, el famoso barrio de las 7 esquinas, en donde se conservan muchas muestras de la cultura tradicional comiteca y cuyo escenario está enmarcado por el bello Templo de San Caralampio.